martes, 14 de marzo de 2017

DÍA DE LA ALIMENTACIÓN

Hemos estado trabajando la alimentación saludable con nuestros niños y niñas puesto que éste juega un papel importante en su correcto desarrollo y en el mantenimiento de su salud.

La etapa de 0 a 3 años se caracteriza por ser una etapa de crecimiento rápido, lo que conlleva unos requerimientos nutricionales más altos, es también una etapa de transición, desde la leche materna hacia la alimentación del resto de la familia, y una etapa de experimentación, pues se van añadiendo alimentos que aún no habían probado antes y se van ampliando texturas de acuerdo a sus progresivas habilidades. Además es en esta etapa donde se forman los hábitos alimentarios que pueden perdurar hasta que sean adultos.

El viernes lo culminamos con nuestro DÍA DE LA ALIMENTACIÓN, en el que nos divertimos jugando y realizando muchas actividades: con el semáforo de la alimentación, jugando a ser cocineros, realizando deliciosas brochetas de frutas, jugando a las degustaciones,…¡¡les gustó muchísimo!! ¡Son unos estupendos cociner@s!  

¿A qué esperáis para ver las fotos en el Área Privada?


miércoles, 8 de marzo de 2017

CÓMO DEJAR EL PAÑAL SEGÚN LA FILOSOFÍA MONTESSORI

Ya se va acercando el buen tiempo y los papás y mamás comienzan a plantearse la decisión de quitarle el pañal a su pequeño/a, por ello os mostramos algunos consejos de la filosofía Montessori, basada en la autonomía del niñ@, que os facilitarán este período. Para comenzar os diremos que el pañal no se quita, sino que es el niñ@ el que decide que siente segur@ y ya no lo usa más, y lo va haciendo poco a poco.

Según esta filosofía, los niñ@s van aprendiendo solos y los padres sólo deben respetarlos y facilitarles un ambiente en el que desarrollen su potencial, lo que traducido al ámbito del control de esfínteres, sería facilitarles el acceso al baño y respetar sus tiempos. 

  • No es necesario depender de la edad del niño: se suele decir que a partir de los dos años hay que empezar a intentarlo pero esta filosofía dice que el momento adecuado es cuando el niñ@ está preparado para controlar esfínteres, independientemente de su edad, dependiendo de su madurez a nivel fisiológico.
  • No es necesario depender de la estación del año: aunque con el buen tiempo es más fácil porque el niñ@ lleva menos ropa, se debe comenzar a intentar en la estación del año en la que el niñ@ esté preparado.
  • Preparar un ambiente adecuado: ofrecerle todo aquello que pueda necesitar,  ya sea orinal o adaptador y toallitas húmedas. Así, cuando sienta ganas, podrá realizarlo solo/a.
  • Se recomienda usar ropa cómoda: que sea fácil de quitar y poner para que el niñ@ vaya adquiriendo control y autonomía.
  • No fijar un sistema de premios/castigos: el niñ@ debe ver que es un proceso normal y que su logro es un paso más en su desarrollo. Tampoco se debe regañar si tiene alguna ‘fuga’, sino que debemos restarle importancia y motivarle.
  • No se debe plantear como un reto que se consigue en unos días, pues cada niño y niña tiene sus propios ritmos de aprendizaje.



“Cualquier ayuda innecesaria es un obstáculo para el desarrollo”. 
María Montessori.